Dios, fuente de todas las cosas, totalidad del universo, Dios que estás en mi y estoy en ti, Dios que soy yo y somos todos, conviérteme en instrumento del amor universal.
Quiero llenar de gozo y alegría este mundo y hacer feliz a las personas. Quiero hacer de este un mundo mejor, con más justicia, con más solidaridad.
Ayúdame con mis flaquezas, si en algún momento me impaciento, enséñame a ser a paciente y a entender que el universo y el tiempo son infinitos y que mi lugar es tan sólo minúsculo ante la grandeza de la existencia.
Si en algún momento no soy bondadoso, enséñame a entender que compartir y ayudar hacen bien al que recibe pero también a mi, y al mismo tiempo vuelven el mundo más humano y sensible.
Si en algún momento me pongo celoso, enséñame a entender que todos estamos completos y que realmente no necesitamos nada más para ser vibración de amor y felicidad.
Si en algún momento me siento orgulloso, enséñame a entender que es tan sólo una manifestación de una inseguridad y que mi niño interior es un ser amado por Dios y por el universo y no necesita demostrar nada a nadie, simplemente vivir en plenitud.
Si estoy tentado de ofender a alguien, enséñame el valor y el gozo de la paz y de vivir en armonía, y de cómo mi día a día mejora cuando hago que mis pensamientos hacia mi y hacia los demás sean positivos.
Si en algún momento me enojo, ayúdame a no aferrarme a ese sentimiento y a dejarlo ir, para que vuelva a invitar al amor y a la amistad a mi mundo interno. Ayúdame también a saber perdonar a quien me ha hecho mal.
Ayúdame a creer en las personas y a aprender a sacar lo mejor de cada uno cuidando mis energías y mi paz interior.
Ayúdame a ser instrumento de amor universal, a sentirme completo conmigo mismo y a amar incondicionalmente a quienes me rodean.

AmenApp AndroidAmenApp Iphone